Tapon mucoso en el embarazo

Tapon mucoso en el embarazo

🧔 Actualización del embarazo 26-36 semanas bebé #3: pérdida del tapón mucoso

Has estado esperando el primer indicio de que tu bebé está listo para salir al mundo y te has preguntado cuándo ocurrirá. Entonces, un día, aparece una señal. ¿Es un presagio o una advertencia? ¿Es el tapón de moco del que hablo? ¿Es así como va a aparecer? ¿Debo informar a alguien? ¿Está el parto en camino?
Si alguna de estas preguntas te suena, no eres la única. La pérdida del tapón mucoso es un indicio bien conocido del parto, pero también es una región notoriamente gris. Así que empecemos con este importante aspecto del embarazo y el parto.
El tapón mucoso es una densa acumulación de moco que se acumula en el cuello uterino durante el embarazo. Impide físicamente que el cuello del útero se abra. También tiene propiedades antibacterianas naturales que ayudan a evitar las infecciones en el útero y el parto prematuro. Durante el embarazo, el tapón mucoso ofrece una capa adicional de protección para el bebé.
El moco se libera en el canal vaginal cuando el cuello uterino comienza a abrirse (dilatarse) más adelante en el embarazo.
Cuando esto ocurre, puedes encontrar un aumento del flujo vaginal. Es probable que el flujo sea claro, rosado o incluso teñido de sangre. Cuando te limpies o mires en tus bragas, puedes encontrar pequeñas cantidades de moco marrón. También puede adoptar la forma de globos gelatinosos más grandes y espesos (sí, has leído bien).

🌝 ¿perdiendo mi tapón de moco? semana 36 bebé nº 4

Si un óvulo ha sido fecundado, se forma un tapón mucoso. El tapón mucoso, que está formado por moco, protege el cuello uterino. Gracias a él, el feto estará protegido de las infecciones. Mantener un embarazo a término sin el tapón mucoso será difícil, si no imposible.
El tapón mucoso tiene una consistencia densa y gelatinosa y está formado por las secreciones de las glándulas cervicales.
Cuando el óvulo fecundado se implanta en la pared uterina, el tapón comienza a desarrollarse. El cuello uterino se ablanda y se hincha a medida que las células de la mucosa comienzan a bombear moco hacia la cavidad hasta que ya no hay aberturas.
El moco se espesa y sigue segregándose durante el embarazo, debido a la hormona progesterona, lo que garantiza que el tapón se mantenga fresco. Los anticuerpos que se encuentran en este líquido denso y pegajoso pueden proteger al feto en desarrollo de diversas bacterias, virus y otros agentes causantes de enfermedades.
El equilibrio de las hormonas de la mujer empieza a cambiar antes de que comience el parto. A medida que avanza la fase de desarrollo del feto, los niveles de estrógeno aumentan. Como resultado, el tapón comienza a adelgazar y el cuello uterino se ablanda y dilata de forma constante.

👇 Tapón mucoso: ¿cuándo sale el tapón mucoso?

Los baños en la bañera son seguros durante el embarazo si se tiene cuidado al entrar y salir de la piscina. Debe evitarse la exposición excesiva a altas temperaturas, como en los jacuzzis o saunas. Durante los últimos meses del embarazo, deben evitarse las duchas vaginales. Sólo si van acompañadas de molestias o sangrado, se debe interrumpir el coito.
Durante el último mes de embarazo, se pueden experimentar falsas contracciones de parto. Los ciclos entre las contracciones suelen ser irregulares (con un intervalo de 5 a 20 minutos). Son de corta duración, no más de 30 segundos. Suelen empezar en la parte delantera del abdomen, en lugar de en la parte baja de la espalda, como las verdaderas contracciones de parto, y duran entre 1 y 3 horas. Las verdaderas contracciones de parto se hacen más fuertes y más seguidas, pero no es así.
Las contracciones de parto suelen comenzar en la espalda y se dirigen hacia la parte delantera del abdomen. Las contracciones suelen ir acompañadas de un manchado de sangre de la región vaginal. Si te has sometido recientemente a un examen vaginal en la consulta, puedes experimentar un poco de sangrado vaginal debido a una leve irritación del cuello uterino; esto no es lo mismo que la “muestra de sangre”. Las verdaderas contracciones del parto son cronometradas y suelen comenzar con un intervalo de 15 a 20 minutos, pero pueden empezar tan cerca como cada tres minutos. Duran entre 30 y 60 segundos de media.

🤞 ¿qué aspecto tiene un tapón de moco? | 37 semanas de embarazo | i

Debido al aumento de los niveles de estrógeno, puedes experimentar un aumento del flujo blanco cremoso al principio del embarazo. La leucorrea (flujo vaginal blanco) no es motivo de preocupación: Este flujo al principio del embarazo es natural y puede variar de color, desde el transparente al blanco lechoso, ser fino o denso, y no tener olor o estar ligeramente perfumado. El flujo vaginal verde que huele mal, que provoca dolor o rascado, o que es irregular por otros motivos, puede ser un signo de infección o de otro problema.
Justo antes del embarazo, es perfectamente común un flujo blanco lechoso de olor suave. (Se denomina leucorrea.) Sólo que durante el embarazo es mucho más abundante porque el cuerpo produce más estrógeno, lo que hace que la vagina produzca más.
Es difícil saber qué síntomas indican un problema, y puedes tener una infección vaginal o de transmisión sexual aunque no tengas los síntomas típicos como inflamación, picor o ardor.
No intentes curarte con medicamentos de venta libre o productos de “higiene femenina” si te duele o crees que tienes una infección.
Muchos de estos productos están diseñados para hacerte creer que tienes un problema cuando no es así.
Por otra parte, su uso puede agravar un entorno ya sensible. En su lugar, acude al médico para que te haga un diagnóstico y te dé el tratamiento adecuado.

Compartir
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad