Dinamicas para trabajar la resiliencia en adultos

Dinamicas para trabajar la resiliencia en adultos

😱 Ejemplos de resiliencia en el trabajo

Nuestra cultura de ritmo rápido hace que las personas trabajen duro, cumplan con plazos ajustados, mantengan relaciones laborales y estén constantemente conectadas a través de dispositivos móviles. Pero este ritmo puede conducir al agotamiento y al estrés. Superar estos retos implica habilidades y técnicas que pueden desarrollarse. La resiliencia es una técnica clave que ayuda a los trabajadores a afrontar el estrés, un mercado laboral competitivo, las tensiones en el lugar de trabajo y los retos laborales. Mejorar la resiliencia es fundamental porque los trabajadores consideran que el trabajo es el principal factor de estrés en sus vidas.
La resiliencia se produce cuando una persona puede recuperarse de retos importantes y tener éxito. Cuando los factores de estrés aparecen en la vida cotidiana y cuando se producen traumas o desastres, también se comprueba. El estrés no es el único aspecto que puede medir la resiliencia de un individuo; sin embargo, un buen indicador de su capacidad para recuperarse es la forma en que una persona gestiona el estrés.
Cuando los empresarios desarrollan y refuerzan la cultura y la resiliencia del lugar de trabajo, también exploran formas de superar el estrés y el bienestar mental en el lugar de trabajo. Los empresarios crean una fuerza de trabajo resiliente cuando la manejan, los trabajadores gestionan mejor el estrés laboral y desarrollan factores de protección contra el estrés. También hay otras ventajas:

🔵 Evaluación de la resiliencia en el trabajo

El Dr. Ginsburg, pediatra infantil y especialista en desarrollo humano, sugiere que hay siete componentes esenciales e interrelacionados que conforman la integridad, la confianza, la relación, el carácter, la contribución, el afrontamiento y el control resilientes. Cada una de estas 7 C se explica brevemente aquí, y nuestros talleres han sido diseñados específicamente en nuestro plan de estudios de grupos de resiliencia infantil y juvenil para proporcionar material y procesos de grupo que puedan fortalecer todas y cada una de las 7 C.
1. Competencia: es la capacidad de saber cómo navegar adecuadamente en situaciones difíciles. Requiere tener las habilidades para enfrentar los obstáculos, y tener la oportunidad de usar estas habilidades para practicar de manera que uno se sienta capaz de lidiar con las circunstancias. Nuestros grupos ofrecen instrucción para la reducción del estrés y las habilidades sociales, y al practicar estas habilidades en un grupo de compañeros mayores similares, su hijo tiene la oportunidad de practicar estas habilidades y desarrollar su competencia.
2. La confianza: es la seguridad en las propias capacidades y tiene su origen en la habilidad. Al ser capaces de demostrar su competencia en entornos específicos, los niños ganan confianza. Al reconocer los puntos fuertes individuales de cada niño, nuestros grupos potencian la confianza en sí mismos y, cuando los niños se hacen notar por sus puntos fuertes, se les ve elevarse y automotivarse para conquistar sus retos.

✳ Ejemplos de resiliencia en la vida real

No hace falta decirlo, ¿verdad? La vida laboral no es impecable. Te enfrentarás a barreras, dificultades y derrotas que pondrán a prueba al más jovial de los trabajadores, aunque hagas lo que hagas. Por eso es tan importante desarrollar la resiliencia.
La Harvard Business Review describe la resiliencia como “la capacidad de recuperarse de los contratiempos, adaptarse bien al cambio y seguir adelante ante la adversidad”. Básicamente, ante cualquier mierda que la vida te lance, es tu capacidad para mantener la calma y seguir adelante.
Sarah Bond y Gillian Shapiro analizaron la idea de la resiliencia en Tough At The End. En el libro, Bond y Shapiro preguntaron a 835 trabajadores británicos qué cosas pondrían más a prueba su capacidad de recuperación. Según las respuestas, el 75% dijo que “la gestión de personas difíciles o de la política de la oficina en el trabajo” era el mayor desgaste. A esto se sumó la tensión por el exceso de trabajo y la retroalimentación personal que se recibe.
Muy esencial es la resiliencia. ¿Por qué? Sólo se puede controlar una cosa en la vida: a uno mismo. Hay momentos difíciles inevitables. Es como volver a levantarse después de haber sido derribado, lo cual es difícil de clavar. Para ayudarte, aquí tienes siete consejos sobre cómo desarrollar la resiliencia en tu carrera.

👍 Cómo desarrollar la resiliencia en el trabajo

En realidad, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, una quinta parte de los trabajadores considera que su trabajo es el principal factor de estrés en su vida. La Organización Mundial de la Salud define el estrés como la “epidemia sanitaria mundial del siglo XXI”. Muchos de nosotros trabajamos hoy en día en entornos laborales extremadamente estresantes, siempre conectados y constantemente vinculados, en los que el estrés y la posibilidad de agotamiento están muy extendidos. Dado que la velocidad y la intensidad de la cultura laboral contemporánea no van a cambiar, desarrollar habilidades de resiliencia para gestionar eficazmente la vida laboral es más crítico que nunca.
Más de cinco décadas de estudios han demostrado que la resiliencia se basa en actitudes, hábitos y apoyo social que todo el mundo puede aceptar y cultivar. El optimismo, la capacidad de mantener la calma y controlar las emociones intensas o desafiantes, la sensación de seguridad y un sólido sistema de apoyo social son factores que contribuyen a la resiliencia. La buena noticia es que se puede aprender a ser más resiliente y que existe una colección concreta de hábitos y habilidades correlacionados con la resiliencia.

Compartir
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad